LA IMPORTANCIA DE LOS ENTORNOS

El modelo clásico de marca personal y, en especial, de la marca personal deportiva ha venido considerando una serie de factores que influían, directa o indirectamente, sobre la construcción de la misma.

Se trata de determinadas circunstancias que inevitablemente influyen en la creación de imagen de marca y que pueden reforzar la misma si se tienen en cuenta y se gestionan eficazmente.

La mayoría de los deportistas, agentes, clubs deportivos, patrocinadores y otras personas a quienes afecta la correcta construcción de una determinada imagen de marca, son conscientes de estos factores influyentes y, normalmente, intentan beneficiarse de ellos buscando, sobretodo, una estrategia que les aporte beneficios a corto plazo.

La estrategia que utilizan los deportistas y sus gestores de marca consiste en conexiones puntuales con factores que estén transmitiendo en ese momento puntual una buena imagen de marca. Se trata de una estrategia poco duradera basada en el oportunismo y que desaprovecha el potencial que esta unión podría aportar a largo plazo, es decir, más allá de la vida deportiva.

Sin embargo, los profesionales del deporte tienen ahora la oportunidad de jugar en un nuevo estadio, de construir una marca personal deportiva reforzada y duradera en el tiempo. Pero, ¿cómo podemos conseguirlo?

En lugar de apostar por una estrategia rápida o de beneficios a corto plazo, el deportista y sus agentes de marca deberán crear conexiones con todos estos factores que le rodean simultáneamente pero, además, debe conectar estos factores entre ellos.

Con esto, se consigue crear sinergias donde cada elemento de este entramado sale beneficiado individualmente y, globalmente, se crea una imagen de marca común, fuerte y duradera.  Pero además, podemos crear sinergias entre diferentes marcas personales deportivas, de modo que los deportistas aportarán a esta nueva relación su marcas personales y sus propios entornos, aumentando potencialmente las sinergias y los beneficios que éstas producen.

En este nuevo plan estratégico de la creación de marca deportiva, el deportista está visto como pieza clave y nexo de unión  de una red de sinergias que perdurará más allá de su vida deportiva, consiguiendo una imagen de marca reforzada y duradera, aun después de su vida profesional.

Explora Londres 2012 es el ejemplo de marca personal deportiva globalizada, conectando cada uno de ellos sus entornos y creando un nuevo entorno donde equipo, deportistas, aficionados y patrocinadores, entre otros,  pueden confluir creando directa e indirectamente un valor sobre todos ellos, respaldado por los valores olímpicos y creando un valor global representado por la ciudad de Londres.  Simplemente genial.

http://www.facebook.com/pages/olympics

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s